Reporte de Israel

Estamos presenciando en Israel un rápido y fuerte crecimiento,

con la reunión de personas de habla árabe que vienen a Cristo. Trabajando junto con el pastor Marwan Beem, hemos visto al Señor abrir puertas en todo Israel. La mayoría de los pastores de las iglesias con las que estamos asociados en Israel, han recibido el Bautismo del Espíritu Santo y creen en el poder y los dones del Espíritu.

Estos pastores e iglesias están en la primera línea del evangelismo; muchos de ellos en barrios musulmanes y en Cisjordania. Muchas de estas iglesias enfrentan una considerable persecución por su compromiso con Cristo. En las noticias escuchamos mucho sobre el reclutamiento de hombres y mujeres jóvenes para el movimiento terrorista de inspiración demoníaca llamado ISIS. El Espíritu Santo de Dios también está reclutando y llamando a los jóvenes a Cristo y su Iglesia.

Sabemos que el plan de Dios es la iglesia local. Hay una fuerte iglesia pentecostal árabe en Israel. Esta iglesia cree lo mismo que tú y yo. Estas son iglesias que dependen del poder del Espíritu Santo. La mayoría de estos son creyentes de primera generación; no tienen un avivamiento de la calle Azusa ni ninguna historia pentecostal para recordar, pero, al igual que los pioneros del movimiento pentecostal estadounidense, tienen una fe profundamente arraigada en las promesas de Dios.

El valor de la iglesia pentecostal árabe en Israel es indescriptible. Me siento honrado en la presencia de estas personas preciosas. Estoy impresionado por su valor y devoción a nuestro Señor Jesucristo. Estas iglesias están trabajando junto a la comunidad cristiana judía en Israel. Estas congregaciones de habla árabe son fuertes defensores del Estado de Israel y muchos de sus hijos e hijas sirven en el ejército israelí.

Una avalancha de refugiados de todo el Medio Oriente ha llegado a Europa. La mayoría de ellos son musulmanes, y muchos de ellos vienen a las iglesias en Europa buscando o respondiendo. Estos pastores en Europa no hablan el idioma árabe, pero se han puesto en contacto con los ministros con los que trabajamos en Israel, y han solicitado que los ministros vengan a Europa y prediquen el Evangelio a los refugiados. Estos ministros de Israel van a Europa y, como resultado, muchos vienen a Cristo.

La promesa de Dios es a través de Isaac, y debemos estar con Israel. La Iglesia a menudo se ve como antiárabe, pero nunca debemos olvidar a nuestros hermanos y hermanas cristianos que hablan árabe o los cristianos judíos y otros que están atrapados en este conflicto. Millones en ambos lados necesitan escuchar el Evangelio de Jesucristo.

La forma en que bendecimos a Israel es llevando el Evangelio de Jesucristo a esta nación.

0
0
0
s2smodern

Facebook Español

Facebook Português

Otras secciones

  • la clase de la semana

    La Clase de la Semana

  • Devocional diario

    Devocional diario